Risedronato y reducción precoz del riesgo de fracturas no vertebrales.

Los autores recuerdan que el risedronato ha demostrado una reducción del riesgo de fractura vertebral ya evidente a los 6 meses de tratamiento, por lo que analizan el tiempo en el que se hace patente el efecto de este fármaco en la reducción de las fracturas no vertebrales. Para ello se incluyen los datos de 4 estudios previos realizados en mujeres posmenopáusicas con osteoporosis (con fracturas vertebrales y sin ellas). Indican que el tratamiento con risedronato (5mg/día) reduce significativamente la incidencia de fracturas no vertebrales a partir de los 6 meses y que tras un año de tratamiento esta reducción es del 74%, cuando se compara con el grupo control, y del 59% a los 3 años (Harrington JT et al. Risedronate rapidly reduces the risk for nonvertebral fractures in women with postmenopausal osteoporosis. Osteoporos Int 2004;74:129-35).

Puede ver también

4ª Reunión Clínica Interhospitalaria Online

Queridos compañeros: Ayer fue día de San Juan por lo que, al ser festivo, obligó …